Presentación "Revolución Tecnológica y Nueva Economía" de José Mª Gay de Liébana

Todos los secretos contables de Apple, Google, Facebook y Amazon al descubierto 
Descubre cómo son los negocios en la era de la economía disruptiva 

¿Por qué tras una larga carrera Rafa Nadal, Roger Federer y Novak Djokovic siguen en la cima? Porque estudian las estrategias de las nuevas generaciones, su afán de mejorar su juego es constante, saben transformar el estilo original y nunca dejan de perfeccionar su filosofía de campeones. 

Algo no tan distinto de lo que hacen Apple, Google, Microsoft o Amazon. Al gran mérito de haberse convertido en las empresas punteras que son, se suma el haber sabido mantenerse en la cima en un panorama tan intrépidantemente innovador como el de nuestros días. 

Sin embargo, en ese escenario pronto aterrizarán otros actores. Y desencadenarán transformaciones aún mayores. Al comparar la vieja economía y las viejas finanzas con la nueva realidad, e ilustrarlo con anécdotas deportivas, su experiencia durante su larga carrera como economista, y datos reveladores del estado de la economía global, Gay de Liébana propone aquí un ejercicio tan nutritivo como goloso: entender el sexapil de la nueva realidad. 

Gay de Liébana presenta en un Foro Digital de la Fundación Cámara en colaboración con la Fundación José Manuel Lara, su nuevo libro, “Revolución Tecnológica y Nueva Economía”. En la presentación el autor ha valorado la actual situación económica por la que atraviesa el país. 

Así ha explicado que la crisis plantea un nuevo paradigma, “España tiene que hacer una fuerte apuesta por la sanidad, apostar fuertemente por el sector primario para que sepa comercializar bien sus productos, y sobre todo, por la reindustrialización de manos del impulso de las tecnologías”.

Gay de Liébana aboga por, “aprender del pasado y darnos cuenta que en los 60 y 70 los planes de desarrollo económico e industrial beneficiaron muchos rincones de España, con la construcción de polos industriales. Tenemos infraestructuras para volverlo hacer, solo hacen falta aliados, para reactivar estos polos de desarrollo industrial sin dejar de lado una fuerte apuesta por la “educación y la cultura del esfuerzo para llegar a la Universidad y al mundo laboral preparados y alejarnos de esa España subsidiaria que están planteando”. 

Gay de Liebana reclama “presupuestos en España con base cero para concretar adecuadamente el gasto. Pero los presupuestos que se vislumbran con este Gobierno estarán fuera de todo concierto y raciocinio. El Gobierno debe estar formado por sabios, eruditos, tecnócratas, empresarios y que tengan su vida resuelta”, asegura José María Gay de Liébana.

El primer agente de la economía española es el Estado, el gasto público se sitúa en el 50%. “Una economía es la suma de la economía de sus empresas. Por ello, necesitamos motores a plena potencia para recuperar la economía, pero en España esto no va a pasar porque no hay estímulos ni ayudas necesarias a las empresas. Nuestra economía entra en depresión y la recuperación será en “L”. Se persigue hundir a las empresas”.

Sobre las potencias económicas de países, como los Estados Unidos, pone como ejemplo que hasta 2019, EE.UU contaba con 380 Premios Nobel con una apuesta brutal por la ciencia, la investigación y el desarrollo, mientras España cuenta con 8 Premios Nobel. Y al frente de todas las investigaciones americanas siempre hay españoles, lo que explica esa fuga de talentos.

Liébana asegura que “las cinco tecnológicas que aparecen en el libro siguen siendo las grandes compañías del mundo por capitalización bursátil y además han incrementado su capitalización en esta crisis, este es el modelo que se lleva. Hay que tener en cuenta que toda la parte tecnológica va a ser un elemento clave.

Además, en 2019 estas compañías tecnológicas, facturaron 899.000 millones de dólares, que viene a ser, más o menos, el 78% por ciento del PIB español. Estas compañías destinaron el año pasado 108.000 millones de dólares a investigación y desarrollo, solo Amazon destinó 36.000 millones de dólares en investigación y desarrollo, esto es el 12% de su facturación. 

Si lo comparamos con nosotros, España destinó a I+D+i el 1,2%, unos 14 millones de euros en total. España está anclada en el pasado y hay que hacer una apuesta seria por el sector tecnológico. Y todos los sectores se complementan perfectamente con la tecnología.

Hemos de empezar a descargarnos de la leyenda negra de que Amazon nos quita mercados, todos tenemos que estar en la revolución tecnológica. En este sentido, anima a los comercios, hostelería y restauración a reinventarse con estrategias nuevas, y pone de ejemplo a un pescadero español, que ha promocionado su género enviando videos  por whatsapp, haciendo reservas y con envíos a domicilios. Una manera sencilla de subirse al carro de la revolución digital”. 

¿Qué pasa en EEUU? Se pregunta Liébana, “pues que es un país con libertad y facilidades para crear empresas, donde se valora el talento. En España todos son obstáculos y trabas y todo está muy burocratizado. No hay hábitat confortable para podernos desarrollar. España y Europa se mueren, y cuidado con Asia. Gay de Liébana asegura que “hay nuevos “tigres” en esta zona, Vietnam, Indonesia, Malasia, o Filipinas, están creciendo y aprovechando la coyuntura de la deslocalización industrial de España”. 

Ha culminado su presentación trasladando a los espectadores que los derechos de autor de las ventas de su libro van destinados a investigación en la lucha contra el cáncer del Hospital del Vall d’Heron. 

Extractos del libro: